Nuestros Blogeros:

[ TIRAD SOBRE EL PIANISTA ]

Blogs de MqM

DOS BRASILEÑOS Y UNA COPA

Había mucha preocupación entre las huestes madridistas por la designación de Sánchez Martínez como árbitro de la final. Y luego de ver, en la previa, las declaraciones del socio de Piqué y proclamado amigo del otro Sánchez, el PPP (peor presidente posible), volvieron a sonar las blancas alarmas.  Hay que reconocer que el árbitro designado por el que lejos canta intentó parecer imparcial y regaló amarillas a los dos bandos, eso sí, no todas igual de justas. Pero con lo que no contaron los que no querían que otra copa real terminara en las vitrinas de estadio de don Santiago fue con esas dos jóvenes estrellas brasileñas que querían completar su currículum madridista con este especial galardón. 

Casi partido a partido –pero no en modo cholero, sino, simplemente, por puro orgullo blanco– felicito, en silencio, a esos acertados ojeadores que eligieron a esos dos cracks que tan bien se complementan: Vinicius Jr y Rodrygo. En una rara noche en la que jugadores normalmente fiables como Benzema, Militao o Valverde parecían estar mirando al futuro –y me refiero, por supuesto, al partido contra el City del separata, no a la mentirosa 2030– estos dos chicos, que seguramente habrán disfrutado de las playas de Ipanema, nos sacaron las castañas del fuego y permitieron que un sonriente Karim se acercara al rey Felipe a recoger ese deseado premio que nos dará más confianza para seguir peleando por la Décimoquinta.

Todo parece indicar que el plan del clan Ancelotti era el envío de balones largos, sobre todo, hacia la banda izquierda para que el cohete carioca burlara la defensa roja y creara claras opciones de gol. Así ocurrió, apenas pasado el minuto uno del partido, cuando el Vini recibe un pase largo –creo que de Militao– , desquicia a Moncayola y a Ruben Peña y pone, desde la línea de fondo, un balón a su compatriota que, sin compasión, se la clava a Sergio Herrera.  Pareció entonces que tendríamos una plácida final, pero no fue así, pues los pupilos del bueno de Arrasate no se rindieron y pelearon, ferozmente, desde entonces hasta conseguir el empate ante un Madrid, adormilado, a poco de comenzar la segunda mitad.

Y entonces, no sé si a consecuencia de la temeraria celebración del empate por parte de los aficionados pamplonicas que obligó a detener el juego unos minutos, los chicos reflexionaron sobre la posibilidad de una derrota inadmisible y volvieron a tomar el control del partido y, otra vez, el Vini llegó hasta el final del campo y devolvió un balón que terminó, de nuevo, en los pies del Rodry que se convirtió así en el bigoleador de la noche… y el tercero, que hubiese sido un regalo de Vinicius a su capitán no llegó a materializarse por escasos centímetros. Una pena.

Ahora, como ha dicho Carletto, con la moral bien alta, a preparar el partido del martes. Militao, por favor, vuelve a ser el que eras, te necesitamos en plena forma.

¡Hala Madrid!

P.D.: Ah, y apostaría lo poco que tengo porque ni el Vini ni el Rodry votaron a Lula. Y aplaudirle como Feijoy a Petro, menos que menos.

 

VISTO
[1091 veces]
COMENTARIOS [0]
[ ocin ] ha dicho:
07-05-2023

Me lo habéis oido muchas veces, y anoche se demostró una vez más, que tenemos un equipazo y solo jugamos cuando quieren los "señoritos".

Un nuevo Título y a por el siguiente, esa decimoquinta, que sería un gran regalo.

HALA MADRID

[ NickAdams ] ha dicho:
07-05-2023

¡Hala Madrid! 

¡Aplausos al Rodry y al Vini!

¡A por el City y la Décimoquinta!