[ TIRAD SOBRE EL PIANISTA ]

Blogs de MqM

BENZEMA NOS RESCATA

El primer test del partido ante el Bilbao era –como bien me apuntó en horas previas un gran amigo que años ha fue un notable entrenador de exitosos alevines– el de saber si Zinedine dejaba el peligroso carril izquierdo en manos de Marcelo o de Mendy, pues a trevés del brasileño podrían ponerse las botas los delanteros liderados por Iñaki Williams. No fue así, por suerte, y Zidane, que parece que ya va creando una nueva plantilla titular, sólo cambió al inhabilitado –por sanción– Casemiro por el Pajarito Valverde. Bien.

La segunda gran prueba, tras los últimos y excelentes partidos, era la de ver cómo afrontaban los muchachos este nuevo reto, o sea, si veríamos al Madrid A o al B. Pero en esta ocasión el pito –esta vez justiciero- de nuestro viejo conocido Gil Manzano y la conducta del siempre agresivo Raúl García cambiaron por completo el guión que había establecido Garitano y le obligaron, al quedarse con diez hombres en el temprano minuto catorce, a replegar las tropas para apretar las filas en torno a la portería de Simón (por cierto, he investigado y, por suerte, nada que ver con el  Simón malo-malísimo).

Con el campo a su entera disposición el Madrid, al parecer, se descolocó mentalmente y volvieron los aburridos tiempos de balones a cámara lenta y centros inútiles y, cuando todo parecía indicar que el Madrid tiraría por la borda un holgado primer tiempo y que todo terminaría en un ineficaz empate, en el último minuto del descuento, el Vini -¡coño, el Vini!- dio un pase hacia atrás a Kroos, al advertir, según parece, que había un canal libre para que este conectara con la portería rival, y el teutón, que está en estado de gracia, nos mandó al descanso con ventaja mínima pero parecía suficiente.

En la segunda parte, cuando pensábamos que todo sería coser y cantar porque Garitano se vería obligado a abrir más las filas para buscar el empate, los nuestros salieron dormidos –por cierto, vaya hora más inadecuada para un partido- y en menos de diez minutos ya teníamos el empate que nos arrebataba dos valiosos puntitos. 

Zidane decidió entonces que había que mover el banquillo y metió a Isco por Valverde y a Asensio por Vinicius. ¿Cambió algo el juego blanco? En mi opinión, no; lo que cambió fue el juego de los rojiblancos para buscar, al menos, el empate que trajo como consecuencia inmeditata unas filas más abiertas que permitieron que un Carvajal inspirado colocara un regalito navideño en la cabeza de nuestro bombero-jefe, Benzema, y llegó el dos-uno que nos devolvió los puntos confiscados y nos dejó la idea de que el partido ya estaba cerrado…, pero no fue así porque ya en el descuento, confiados, dejamos que se escapara un tal Vesga que sólo pudo ser detenido por una mágica mano de Courtois. Si ese gol, casi cantado en todo Bilbao, hubiese subido al marcador, con toda seguridad el último nuestro –que volvió a llegar también en el último minuto–, producido en la factoría Luka-Karim, nunca se habría materializado.

Ganamos, sí, pero volvieron los fantasmas.

COMENTARIOS [0]
[ memekueme ] ha dicho:
20-12-2020

Don Alfonso Ussía, una vez más, genial retratando al PEDO CALZONAZOS. De obligatoria lectura:

https://gaceta.es/opinion/calzonazos-20201220-1104/

[ Marcus48 ] ha dicho:
19-12-2020

Suscribo hasta las comas lo expuesto por Counali; sobre todo en que nadie diría nada, es más, quizá lo agradecieran, como tantas veces en el pasado, por ser los primeros en "dar la cara"

[ Counali ] ha dicho:
18-12-2020

Retaso, si un Rey, y también los militares, no están para defender la unidad de España, q es un cumplimiento constitucional, entonces, ¿ Para qué están? ¿ Por el sueldo?

No es cuestión de legalidad ni de moral. Es cuestión de honor, de patriotismo, de dignidad. Ya lo decía no sé quién q lo peor es no hacer nada e ir dejando que las cosas pasen mientras a uno mismo no le afecte. Cuando te toque, será entonces demasiado tarde. Ahora es el momento. Con el lío mundial de la pandemia el enemigo aprovecha para devastar España. Los nuestros podrían hacer igual, aprovechar la coyuntura y expulsar a esta gentuza: exilio o cárcel.

Algo provisional de un par de años, constitución nueva sin autonomías, ni partidos políticos independentistas, ni medios de comunicación politizados, un estado centralizado con sanidad, educación, justicia, exteriores, policías y etc.....

Te aseguro q NO pasaría nada a nivel internacional.

Arriba España...!!!

[ wh ] ha dicho:
17-12-2020

Mireia Borrás tiene que darle caña a la Ministra de Exteriores (ni siquiera se como se llama esta otra sanchista inane) que intentó dar la cara por el Chepas Ausente

[ retaso ] ha dicho:
16-12-2020

Counali, dices de que el Rey eche mano del Ejército. Es su mando supremo, pero, ¿crees que le seguirían? ¿Todos? Tengo mis dudas.

Ha fallado en algo mucho más sencillo como es negarse a firmar decretos-ley, que SÓLO son legítimos en casos de urgencia. Y ha tragado con bochornos como el que le organizaron en Bolivia. No creo que haga nada excepcional; tampoco le da el talento para tanto. Es honrado, se esmera por servir a España, pero él único modo de hacerlo que entiende es el de no salirse del guión.

[ wh ] ha dicho:
16-12-2020

Y, ahora, Macarena Olona contra el Dr. Pedo y Pablito el Castrado

[ wh ] ha dicho:
16-12-2020

Espinosa de los Monteros dando caña a la lerda que debe avergonzar los de Cabra

[ wh ] ha dicho:
16-12-2020

Impecable, una vez más, Abascal en el Congreso

[ wh ] ha dicho:
16-12-2020

Buen resumen del año de mierda que nos ha "regalado" este gobierno comunista

[ Counali ] ha dicho:
16-12-2020

Es largo.....lo siento..!!

ETA, co-gobernando el Estado.

Y el Jefe del Estado sin hacer nada. Su majestad, por no llamarle pelele cobarde y traidor, ¿cuando cojones va a sacar el ejército a la calle para acabar con esta anarquía y libertinaje, cuando cojonessssssss lo va a hacer?. Cuando Pedro Sánchez logró poner fin a su insomnio y cerró con Pablo Iglesias un pacto de gobierno para los próximos años, algunos ya dijimos que se nos venía encima el Frente Popular redivivo. Anteriormente a ello, durante los años de Rajoy en La Moncloa, nos llamaron de todo por alertar de lo que se estaba fraguando sotto voce. La división de la derecha, por el continuo viaje al centro del PP, y la constitución de un bloque con varios partidos y un objetivo común: la destrucción de la unidad nacional y el derribo sin miramientos del régimen del ´78. Antes de que apareciese el famoso virus, parecía que Sánchez e Iglesias se lo iban a tomar con cierta calma. Lo primero que hicieron fue profanar la tumba de Franco, dejando claro que nada se les iba a poner por delante para hacer todo lo que quisieran, fuese legal o no. Después, empezaron a inflar el gasto público, subiendo impuestos, destrozando lo poco que había quedado de pie de los años anteriores, demostrando una vez más que marxismo y progreso no solamente no van juntos, sino que van en la dirección opuesta. Pero les faltaba el virus y la pandemia. Y con la llegada de la pandemia, Sánchez e Iglesias han aprovechado para dar el tiro de gracia a la Constitución y a lo que quedaba de España. Después de prácticamente obligar al rey emérito a marcharse de España, con su continua campaña de acoso y derribo, empezaron a hacer lo mismo con el actual monarca, Felipe VI, al que han tratado de anular y eclipsar de todas las formas posibles. Abriendo un debate sobre la república que no le interesa a nadie y haciendo creer a los jóvenes que "monarquía" equivale a corrupción mientras que "república" es sinónimo de democracia. Con esa manipulación tan burda de los conceptos que siempre usa la izquierda, pero que tan eficaz es entre los españoles de hoy. Al mismo tiempo, se allanaba el camino a los golpistas de Cataluña para que puedan acudir a las urnas en las próximas elecciones y para que repitan el golpe de Estado de hace tres años, bajo el paraguas de la "mesa de negociación". Pero aún faltaba una cosa. Y ese último ingrediente diabólico. Faltaba meter a los herederos políticos de ETA en la "dirección del Estado" español, en palabras del vicepresidente actual del Gobierno. Bildu en tareas de co-dirección del Estado español gracias a su apoyo a los presupuestos de 2021, con partidas generosas para los enemigos de España y con algo todavía mucho peor: la traición a las víctimas del terrorismo. El olvido de la sangre derramada, de las familias rotas y del dolor de medio siglo de terror. El guiño a los bildutarras y el ofrecimiento para que se sientan parte de la tarea consistente en acabar con los restos de los restos de la sagrada unidad nacional. Los amigos de los asesinos enseguida tomaron la palabra: vendrán a Madrid para acabar con el régimen constitucional. Les va a costar muy poco, porque ya les han hecho la mayor parte del trabajo. Pablo Iglesias les ofrece la co-dirección de un Estado que quieren destruir, en una paradoja que roza la esquizofrenia y que nos pone a los españoles en una realidad nueva, no vista hasta el momento. Tenemos a todos los enemigos de España asociados con el Gobierno, pero ya no sólo como aliados parlamentarios, no sólo como apoyo puntual para sacar leyes adelante. Desde ahora, también para convertir la Carta Magna en papel mojado y empujarnos a todos al limbo de un proceso revolucionario cuyo final de estación es la tercera república marxista, con Cataluña y Vascongadas fuera de la piel de toro. De nada han servido las críticas más o menos airadas de Carmona, Fernández Vara, García Page, Lambán e incluso Alfonso Guerra. Quizá ninguno de ellos quiera aceptar, o entender, que Pedro Sánchez no es un secretario general del PSOE al uso acostumbrado hasta ahora. Quizá no quieran ver que, en su alianza con Pablo Iglesias, había un ingrediente revolucionario con el que no contaban cuando le dieron la segunda oportunidad de liderar su partido. Sánchez está en modo dictador, aunque sea con urnas de por medio, y las pocas voces discrepantes dentro del PSOE no servirán para detener su proyecto de alta traición a España y los españoles. Para esto murieron heroicamente nuestros servidores públicos durante los años de plomo del terrorismo etarra. Desde el comandante Luis Carrero Blanco hasta cualquiera de los guardias civiles, policías, concejales o simples trabajadores que pagaron con su sangre la vileza de una banda de asesinos. Para esto el silencio, las manifestaciones con las manos pintadas de blanco y el talante democrático del pueblo español, testigo de más de cuatro décadas de bombas lapa y tiros en la nuca. Para que ahora, este Frente Popular redivivo cuente con los amigos de ETA para que co-dirijan el Estado español. Éste es el gobierno que han elegido en las urnas millones de compatriotas. Y lo más tremendo, lo más terrible, es que si mañana hubiese elecciones, lo volverían a elegir.

 

Saludos y gracias.

 

🇪🇸Ángel Miranda🇪🇸

[ NickAdams ] ha dicho:
16-12-2020

Me dormí en los minutos finales y no pude ver ni el paradón de Courtois ni el segundo de Karim. Estos horarios no son para mi.

Ganamos, que no es poco. ¡Hala Madrid!